Queratoconjuntivitis en Bovinos

Queratoconjuntivitis en Bovinos

La queratoconjuntivitis infecciosa bovina es una enfermedad ocular muy contagiosa, que afecta sobre todo a los terneros y está provocada fundamentalmente por Moraxella bovis. En los casos más graves, provoca una pérdida de la visión. El período de incubación suele ser de 2 a 3 días y después de dos días, aparece sobre la córnea una pequeña zona opaca. Moraxella bovis es la bacteria responsable de la queratoconjuntivitis  aislada con mayor frecuencia. También se han aislado de otros casos clínicos de queratoconjuntivitis otros agentes  emparentados con Moraxella bovis: M. ovis (antiguamente conocida como Branhamella ovis) y M. bovoculi. Otros microorganismos, como Mycoplasma spp., Acholeplasma, Chlamydia, herpesvirus bovino I (IBR) y adenovirus bovino, son sospechosos de predisponer al animal a la infección por Moraxella o de agravar la enfermedad. Mycoplasma bovis también puede provocar infecciones oculares similares a las que se observan con Moraxella bovis. Algunos factores físicos y otros agentes o elementos irritantes para los ojos, como las moscas, el polvo, el viento, el sol y la paja, también predisponen a la queratoconjuntivitis. Las moscas se consideran vectores habituales de transmisión de microorganismos relacionados con la  queratoconjuntivitis entre el ganado bovino, por eso es frecuente que se declaren brotes de la enfermedad durante la temporada de máximo desarrollo de estos insectos. Signos La queratoconjuntivitis puede variar desde una irritación ocular leve a una inflamación necrotizante grave que provoca una cicatriz permanente y una pérdida de visión. Por lo general la fiebre y el dolor intenso reducen el apetito. Existen cepas no patógenas de Moraxella bovis: las cepas con una menor producción de citotoxinas o con un número limitado de...
Festucosis, un mal de época

Festucosis, un mal de época

La festuca es una forrajera muy utilizada que, en muchas oportunidades, se encuentra parasitada con el hongo endófito Neotyphodium Coenophialum, pudiendo ocasionar síndromes negativos en los animales. Es una forrajera de crecimiento otoño-invierno-primavera, muy difundida y utilizada porque se adapta a diferentes tipos de suelo, resiste a condiciones climáticas adversas, y al pisoteo de los animales. Pero sucede que en muchas oportunidades se encuentra parasitada con el hongo endófito Neotyphodium Coenophialum, que produce diferentes toxinas responsables de una serie de síndromes en bovinos y ovinos, como son el pie de festuca (síndrome de invierno) y la festucosis (síndrome distérmico). Otros síndromes menos tenidos en cuenta son la necrosis grasa y los trastornos reproductivos. En equinos provoca aborto tardío y disminución de la producción de leche. Pie de festuca La renguera o pie de festuca se produce en el otoño – invierno una vez pasadas las dos semanas de pastoreo. Los alcaloides actúan sobre el sistema circulatorio produciendo vasoconstricción peri- férica dando como sintomatología renguera y crecimiento anormal de las pezuñas (zapato chino); en casos graves puede llegar a producirse el desprendimiento de las pezuñas. También es común que presenten gangrena con pérdida de la cola y bordes de las orejas. Esto se acentúa por las bajas temperaturas. Síndrome distérmico Este síndrome se produce en primavera y verano, cuando la temperatura supera los 25° C y los animales se encuentran pastoreando festuca parasitada. Los animales presentan el pelo largo, opaco y se meten en el agua tratando de disipar el calor. Además de esta conducta que puede ser adoptada por animales sanos, veremos otros signos que denotan la enfermedad: el...
La Mancha en el Feedlot

La Mancha en el Feedlot

Esta enfermedad clostridial, producida por Clostridium chauvoei ampliamente conocida por los productores, sigue generando actualmente pérdidas por mortandad en ganado. Esta enfermedad se presenta, por lo general, de forma sobreaguda, con rápida descomposición del animal, no detectando sintomatología alguna. Como hallazgo de necropsia, se observa una deformación crepitante ubicada preferentemente en grandes masas musculares, visible al corte con presencia de gas, de aspecto sanguinolento y color rojo oscuro. Su prevención se logra mediante la vacunación de los terneros en doble dosis con intervalo de 20 días entre la primera y segunda dosis y una tercera dosis o revacunación a los 6 meses. El momento de aplicación debería ser, de ser posible, en el establecimiento de origen o bien durante la primer semana de arribo al establecimiento de engorde. Dr. Gustavo C. ZIELINSKI MV, MS, PhD. |Para Cicloneo | www.cicloneo.com.ar...
Intoxicación por Falaris en bovinos

Intoxicación por Falaris en bovinos

  Falaris es una gramínea, tanto implantada como natural, considerada una forrajera por su excelente calidad. Es muy apetecible por los animales situación que, en campos con una importante presencia de plantas, provoca casos de elevada mortandad, tanto en bovinos como en ovinos. Diversos factores se han relacionado con el aumento del contenido de alcaloides en la planta. Podemos mencionar el rápido crecimiento (rebrote) posterior a intensas lluvias precedido por sequías o heladas extremas. La intoxicación puede presentarse de forma hiperaguda o síndrome de muerte súbita, asociada a la presencia de feniletilamina que produciría taquicardia, bloqueo cardíaco y muerte, afectando a un reducido número de animales. La forma aguda, o “síndrome de muerte súbita-polioencefalomalacia”, sería producida por un análogo de la tiaminasa o por exceso de amoníaco, pudiendo afectar al 50% del rodeo. La forma crónica, comúnmente hallada, sería producida por la acumulación de pigmentos dentro de los cuerpos neuronales. Dada su sintomatología recibe el nombre de temblor de falaris,  manifestándose en forma lenta y progresiva desencadenando en la muerte del animal. Se caracteriza por producir temblores en cabeza y masas musculares, incoordinación, los animales caminan sobre las rodillas, presentan imposibilidad de mantenerse en pie, caen y mueren. Estos signos suelen aparecer aún hasta 2 meses después de haber cesado el consumo de Falaris. Los bovinos, al ser trasladados o movilizados, manifiestan distintos grados de incoordinación, que van desde pasos cortos hasta rigidez y arrastre de pezuñas en miembros del tren posteriores. Esta incoordinación, provoca que los animales frecuentemente tropiecen con los miembros anteriores, con caídas sobre el pecho, ocasionando un abultamiento pectoral muy marcado producto del hematoma generado,...
Saguaypé o fasciola hepática

Saguaypé o fasciola hepática

    Enfermedad que duele en el hígado del ganado. Saguaypé o fasciola hepática es una parasitosis que ataca a bovinos, ovinos y porcinos de cualquier categoría ocasionando cuantiosas pérdidas productivas. Esta afección se encuentra en distintas regiones ganaderas, siendo muy significativa en las principales zonas criadoras del país. La enfermedad es considerada una de las parasitosis más importantes a nivel mundial entre los animales alimentados a pasturas y origina disminución en la producción de carne, leche y lana. Los huevos del parásito, alrededor de 500 a 20.000 huevos por día en fasciola adulta, son eliminados en las heces de los animales infestados. Una vez en el exterior su evolución se produce en pocos días y buscan un huésped intermediario, como el caracol de aguas dulces. La distribución de la enfermedad depende de la presencia de caracoles pulmonados acuáticos que prefieren los terrenos bajos, las zonas inundadas y los arroyos con poca corriente. El parásito infesta a los animales que los ingieren con el consumo de forraje y, desde el intestino finalmente llega al hígado. Allí las fasciolas permanecen durante 6-8 semanas, dañando el tejido hepático hasta alojarse finalmente en los canalículos biliares. La fasciolosis crónica, que es la forma más común en bovinos, puede provocar anemia por deficiencia férrica con distintos grados de gravedad, fiebre, edema, diarrea o estreñimiento y pérdida progresiva de la condición que se manifiesta en reducción del crecimiento, de la producción de leche y del aumento de peso. Siendo la anemia la sintomatología típica en los animales afectados, es el análisis de laboratorio la herramienta más adecuada para detectar la enfermedad. El control de...
Empaste bovino: claves para hacer la diferencia

Empaste bovino: claves para hacer la diferencia

Vigilancia constante, prácticas preventivas y un buen manejo de la alimentación y del rodeo son fundamentales para controlarlo. Recomendaciones para evitar mermas en la producción de carne y leche. La salida del invierno y entrada en la primavera trae un rebrote rápido de las pasturas con contenido de fibra muy bajo, condición que predispone el empaste. Esta situación, genera trastornos digestivos en los bovinos y representan pérdidas económicas tanto por una disminución en la producción –de leche y carne– como por la muerte del animal. “El beneficio de elaborar un plan de acción basado en manejo es que tiene muy bajo costo y alto impacto, sobre todo, cuando el productor y su equipo de trabajo planifican con anticipación la manera de prevenirlo con la estrategia más adaptable a su sistema”, Este momento del año requiere una atención especial en la dieta del ganado. El empaste es una alteración digestiva caracterizada por la distensión del rumen como consecuencia de la acumulación de gas proveniente de la fermentación del alimento. Esto se produce por el  efecto que la alimentación a base de leguminosas con alto contenido de proteínas e hidratos de carbono como son la alfalfa, el trébol blanco y rojo, provoca al formar espuma en el rumen que es difícil de eliminar por eructación. “Esto produce un aumento progresivo de la presión intraruminal que provoca, en los casos más leves, una disminución del consumo de materia seca y, en los casos graves, puede provocar la muerte del animal por asfixia”. El empaste se produce por la alimentación a base de leguminosas con alto contenido de proteínas e hidratos de carbono...
Hipomagnesemia. Tiempo de prevención

Hipomagnesemia. Tiempo de prevención

En época de pariciones es imprescindible prevenir la hipomagnesemia en los rumiantes. La hipomagnesemia (tetania de los pastos, mal de los avenales) es un desorden metabólico de los rumiantes, que ocurre en regiones templadas, con clima frío y húmedo y en sistemas de producción que basan la alimentación del ganado en el pasto. Esta enfermedad fue diagnosticada por primera vez durante los años 60 en el sudeste bonaerense y posee un índice de mortandad del 4 al 5% en los rodeos afectados. Es una enfermedad de la producción, ya que afecta a vacas que están gestando o con un ternero al pie. Estos son momentos críticos para la demanda de magnesio, y como el animal no tiene capacidad para movilizarlo de sus reservas de hueso, es necesario suministrarlo todos los días con la dieta. “Es fundamental que durante el último tercio de gestación, que es cuando la vaca requiere la mayor cantidad de magnesio para finalizar con la formación y crecimiento del feto, y hasta el pico de lactación, que es cuando va a perder una gran cantidad de magnesio por leche,  nos aseguremos que está recibiendo la suplementación de magnesio adecuada” La importancia del control en los animales ya que uno piensa que cuanto más gorda la vaca mejor, y la realidad es que cuanto más gorda está más magnesio necesita. En esta época del año es cuando los pastos menos magnesio tienen. Es por esto que, como medidas de manejo, hay que tener en cuenta que el animal no debe llegar con exceso de peso al momento de la parición. Siempre es preferible efectuar una restricción programada...
Suplementación: el grano de trigo dejó de ser un riesgo en la dieta

Suplementación: el grano de trigo dejó de ser un riesgo en la dieta

  La acidosis generada por altas cantidades de trigo en la ración se puede evitar si se cumple una etapa de acostumbramiento En la Argentina, como en otros países, la suplementación energética es sinónimo del empleo de grano de maíz. Sin embargo, en muchas oportunidades existen otros granos como el de trigo que por motivos de precio, factores comerciales, calidad proteica, problemas en panificación como el nivel de gluten o peso hectolítrico por el tamaño del grano, no se pueden comercializar en forma adecuada. El análisis económico de este tipo de planteo productivo estará sujeto al precio del mercado de trigo que, por un motivo u otro, no recibe el precio lleno. Por todo ello, es casi imposible establecer un precio de referencia para este tipo de grano. De algo estamos seguros, que con ganancias de peso por arriba de 1 kg diario, el resultado económico casi siempre será beneficioso al productor ganadero que lo vaya a utilizar. Si bien hay motivos suficientes para utilizar el trigo o, al menos, evaluar su empleo como un posible suplemento energético, existen muchos temores de tener problemas de empacho o acidosis con los riesgos de mortandad. Estos peligros son confirmados por muchos estudios que no aconsejan el empleo de dicho grano, especialmente en altos niveles (a voluntad) con bovinos de carne o leche porque sus almidones tienen alta degradación o digestión ruminal. Esto provoca un rápido descenso de la acidez ruminal (acidosis o empacho) con peligro de muerte súbita. Sin embargo, si se realiza un adecuado período de acostumbramiento, de 15 días como mínimo, previo al suministro de este grano “a voluntad”,...
Tétanos

Tétanos

AGENTE CAUSAL: Clostridium tetani PRESENTACIÓN: Generalmente ante maniobras quirúrgicas y heridas punzantes. CATEGORÍAS AFECTADAS: Todas FUENTE DE INFECCIÓN: Contacto de heridas con heces, polvo, instrumental u otros objetos contaminados. INCUBACIÓN: 1 a 3 semanas SIGNOS CLÍNICOS: Rigidez muscular – Timpanismo – Protrusión del tercer párpado – Hiperreflexia – Opistótonos HALLAZGOS DE NECROPSIA: No hay MUESTRAS A REMITIR: Tejido de áreas correspondientes a heridas en recipiente estéril y refrigerado. TRATAMIENTO: En los casos muy tempranos, el tratamiento con penicilina a muy altas dosis suele ser exitoso, acompañado de terapia local en el sitio de infección. Los animales tratados necesitan estar en lugares tranquilos, sin ruidos y en la oscuridad. PREVENCIÓN: Existen vacunas que permiten la prevención de esta enfermedad. Son sumamente importantes las medidas de higiene que se implementen al realizar maniobras de cirugía, desinfectando el material y el área quirúrgica. Se puede emplear antitoxina, que ejercerá un tiempo de protección cercano a los 21 días. ZOONOSIS: El tétanos es una enfermedad zoonótica, que puede transmitirse al hombre.   Guillermo Cledou M.V. Para Cicloneo |...
Uso de Sales Aniónicas en el preparto de la Vaca lechera

Uso de Sales Aniónicas en el preparto de la Vaca lechera

El preparto en la vaca lechera es el período comprendido entre los últimos 20 días de la gestación y el nacimiento del ternero. En estas tres semanas ocurren gran parte del crecimiento final del ternero, la recomposición de la glándula mamaría y la adecuación del metabolismo del calcio para afrontar la gran movilización de este mineral que ocurrirá al momento del parto, con la bajada del calostro. La no adecuación del metabolismo del calcio, puede provocar en animales de alta producción la aparición de lo que se conoce como Paresia Puerperal o Vaca Caída, que ocurre dentro de las 48 horas del parto y es más común en vacas con varios partos. La sintomatología incluye incoordinación e inestabilidad al caminar, la caída y la permanecen en decúbito esternal, en ocasiones con la cabeza orientada hacia su flanco (autoauscultación). Se observa apatía y los músculos están flácidos. Si los animales afectados no son tratados rápidamente pasan a un estado comatoso en decúbito lateral y mueren. La temperatura corporal asciende en las fases iníciales, motivo por el cual la enfermedad también es conocida como “Fiebre de la leche”, pero al poco de iniciado el cuadro se observa un marcado descenso de la temperatura. La causa de esta deficiencia aguda de calcio se debe a la desincronización entre los mecanismos fisiológicos responsables de la movilización de calcio óseo y de absorción del calcio dietario con la altísima demanda repentina que significa la bajada del calostro. Dichos mecanismos son altamente eficientes para mantener el aporte de calcio a la leche durante toda la lactancia, incluido el pico de la misma, pero pueden fallar...